Entrenamiento personal y/o readaptación deportiva

El entrenamiento personal está orientado a poner a disposición del cliente toda la tecnología, recursos y tiempo que un profesional cualificado como el que tenemos en Fisiospain pueda ofrecerle, con la finalidad de alcanzar los mejores resultados en el menor tiempo, y de la forma más efectiva y segura.

En Fisiospain, buscamos la máxima eficiencia en los procesos, la máxima eficacia en los resultados y los mínimos riesgos en lo respectivo a la seguridad dado que trabajamos de manera conjunta y multidisciplinar tantos los fisioterapeutas como nuestro entrenador/readaptador para proporcionar a las personas un servicio integral con el que cumplan con éxito sus objetivos.

Si el asesoramiento físico se diseña y se sigue de la forma adecuada, se producirá una mejora de la condición física de la persona, así como su capacidad cardiaca y respiratoria y su estado general de salud.

La clave de un buen entrenamiento reside en la eficacia con la que el plan de entrenamiento está adaptado a las condiciones y objetivos de cada persona. Además, el asesoramiento y la conjunción del profesional deportivo y del profesional sanitario, ahorra una gran cantidad de tiempo invertido en ejercicios ineficaces, o practicados de la forma inadecuada.

¿En qué consiste el entrenamiento personal? En primer lugar, el entrenador/readaptador de Fisiospain realizará a la persona que contrate su servicio un examen físico a partir del cual se configurará un programa de entrenamiento basado en el tiempo que disponga la persona que vaya a llevarlo a cabo, y los objetivos que quiera alcanzar. Estos pueden ser la pérdida de peso, la definición y tonificación muscular, el mantenimiento, etcétera. El plan de entrenamiento irá variando en función de los progresos de la persona.

Ventajas

Una de las principales ventajas de tener un entrenador personal respecto de ir al gimnasio se encuentra en el aumento de motivación que insufla nuestro

entrenador a su cliente, ya que le impulsa a seguir un programa de entrenamiento de manera consistente y constante. Por otro lado, aquel que contrata un entrenador personal se asegura de obtener los mejores resultados posibles, lo que tiene como consecuencia una mayor eficacia del tiempo invertido en su entrenamiento. Además, nuestro entrenador se esforzará en mejorar la técnica de su cliente, hacer que este supere los estados de estancamiento y enseñarle todos los aspectos necesarios para que este diseñe sus propios programas y, en el futuro, logre entrenar por su cuenta sin necesidad de un monitor.

Por último, nuestro entrenador en Fisiospain vigilará la postura y la forma de ejecutar los ejercicios de aquel al que esté asesorando, lo que en definitiva es una garantía para entrenar de la forma más segura y menos dañina posible.